¡Gracias a este estudio, conocemos un poco más sobre la vida social de las orcas!

En un estudio reciente, las imágenes obtenidas con drones han proporcionado información sobre el comportamiento social de las orcas. Según los investigadores, existen contactos físicos y fuertes amistades entre ciertos individuos, cuyas relaciones no están dictadas directamente por sus lazos familiares.

Un estudio que va más allá

Hoy en día existen muchos videos de aficionados para observar orcas. Sin embargo, no es fácil determinar la naturaleza de su comportamiento, simplemente porque las interacciones entre individuos son complejas. En un estudio publicado en la revista Actas de la Royal Society B el 16 de junio de 2021, los investigadores estaban interesados ​​precisamente en estas interacciones. Según equipos de la Universidad de Exeter (Reino Unido) y el Instituto de Investigación de Delfines Mulares (EE. UU.), Los datos anteriores sobre los vínculos sociales entre las orcas eran limitados. Estos consistían simplemente en nota la composición de un grupo y la cercanía de unos individuos a otros.

Hasta ahora, se asumía que los lazos familiares entre los individuos dictaban su proximidad social. Esta suposición estaba relacionada con el hecho de que las orcas permanecen en su grupo después del nacimiento. Para los investigadores, estos enlaces no son no solo genético. El autor principal del estudio, el Dr. Michael Weiss, hizo una comparación bastante sorprendente con una situación muy humana. Según él, los lazos sociales entre orcas son como cuando una madre lleva a su hijo a una fiesta que él no ha elegido, y donde están otras personas. Una vez allí, simplemente tienen la opción de unirse con algunos individuos en lugar de otros.

orcas
Crédito: skeeze / Pixabay

Comportamiento similar al de los mamíferos.

Como parte del estudio para obtener más información sobre los vínculos sociales en las orcas, los científicos lanzaron una campaña de financiación colectiva. ¿La meta? Compra drones para filmar orcas durante diez días. Las imágenes obtenidas forman la base de un duración total de 651 minutos. Por lo tanto, los investigadores pudieron sumergirse en la vida social de los animales de una manera y profundidad sin precedentes. Según el equipo, se forman amistades cercanas en algunos individuos que prefieren nadar juntos e intercambiar contacto físico.

Surge una tendencia: las orcas generalmente prefieren interactuar con personas de la misma edad y sexo. Por otro lado, los machos y las hembras jóvenes parecen tener un papel esencial en la cohesión del grupo, donde las personas mayores observan un cierto desapego.

Los líderes del estudio no ocultan su entusiasmo. De hecho, descubrieron que las orcas tienen un comportamiento social muy similar a la de los mamíferos. Sin embargo, debe recordarse que ser táctil puede fortalecer los vínculos en varias especies, incluidos los propios humanos. Este comportamiento tendría un efecto positivo en las relaciones, al reducir el estrés de los individuos. Mencionemos también el hecho de que en determinadas imágenes, los miembros de un mismo grupo resurgen al mismo tiempo, una coordinación que puede ser la prueba de un fuerte vínculo entre ellos.