Sí, los coches eléctricos contaminan menos que los motores térmicos

Considerando todas las etapas del ciclo de vida del vehículo, un nuevo estudio confirma que los autos eléctricos emiten menos gases de efecto invernadero que los vehículos de gasolina o diesel. Y esto incluso si su producción y explotación todavía involucra combustibles fósiles.

Un nuevo estudio refuta una vez más el desgastado argumento de que los vehículos eléctricos no son mucho más limpios que los vehículos con motores de combustión, gasolina o diésel, si se tiene en cuenta la generación de energía y la generación de baterías.

Como parte de este trabajo, Georg Bieker y su equipo del Consejo Internacional de Transporte Limpio (ICCT) examinaron las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de los automóviles de pasajeros (incluidos los SUV) en los mercados europeos, estadounidense, indio y chino, que representan alrededor de 70% de las ventas mundiales de coches nuevos.

Los investigadores tuvieron en cuenta las emisiones de GEI actuales y previstas atribuibles a cada etapa del ciclo de vida de los vehículos eléctricos y térmicos. Es decir, consideraron las emisiones de GEI desde la extracción de materiales hasta la operación y reciclaje o eventual disposición de vehículos.

Grandes desviaciones

Estos resultados muestran que las emisiones de por vida de un vehículo eléctrico vendido en Europa en 2021 son entre 66 y 69% menor a los de un vehículo de motor térmico. En Estados Unidos, un vehículo eléctrico también producirá entre un 60 y un 68% menos de emisiones. En China e India, que son dos países que producen su electricidad principalmente con carbón, un vehículo eléctrico generará respectivamente entre 37 y 45% y entre 19 y 34% en menos CO2. Tenga en cuenta que el estudio aquí asume que cada vehículo matriculado en 2021 habrá recorrido más de 230.000 km.

Las conclusiones básicas de nuestro estudio son, en última instancia, similares para todas las regiones, a pesar de las diferencias en la combinación de vehículos y potencia.“, Subraya Rachel Muncrief, subdirectora de ICCT. “Los vehículos que funcionan con baterías ya emiten menos gases de efecto invernadero que los vehículos convencionales de gasolina y diésel. Esto también se aplica a países con una alta proporción de electricidad a carbón, como China e India.“.

coches eléctricos
Crédito: IsmaelMarder / pixabay

El estudio también miró hacia el futuro, para 2030, basado en las proyecciones de la Agencia Internacional de Energía, para imaginar cómo será el futuro mix eléctrico (fuentes de energía utilizadas en la generación de energía) a medida que se desarrollen las políticas climáticas en cada región. En Europa, por ejemplo, las emisiones de por vida de un vehículo eléctrico vendido en 2030 producirá entre un 74 y un 77% menos de CO2 en comparación con vehículos con motores térmicos.

Este nuevo trabajo es consistente con otro estudio publicado en Naturaleza en octubre de 2020. De hecho, los autores habían llegado a la conclusión de que, si bien los vehículos eléctricos no están completamente “limpios”, son, por otro lado, siempre menos contaminantes que los vehículos con motor de combustión. Y esto, incluso si su producción todavía involucra combustibles fósiles.